Lo que dejó la primera noche con militares al mando del orden en Santiago

El caos vivido en Santiago durante todo el viernes e intensificado en la noche, obligó al presidente de la República Sebastián Piñera, a declarar Estado de Emergencia. Lo anterior significa que el control de seguridad lo asume el ejército.

El general al mando, Javier Iturriaga, señaló anoche que no decretará toque de queda y no hay restricción de desplazamiento de la ciudadanía.

Esta mañana, el general Iturriaga hizo un balance de la primera noche al mando del orden público. Las autoridades señalaron que las jornadas de manifestaciones dejaron a 156 Carabineros heridos, cinco de ellos con lesiones graves pero sin riesgo vital.

Además, desde la institución confirmaron que hay once denuncias de civiles lesionados, pero no se habló si se tratan de estudiantes o no.

Sobre los daños materiales, el balance establece que 41 estaciones de metro fueron vandalizadas, 19 de estas quemadas. Además 49 vehículos policiales registran daños. Saldo de lo anterior es que hay 308 personas detenidas por actos vandálicos.

El general Iturriaga, también agregó que 16 buses del Transantiago fueron quemados y que 500 soldados son los que están monitoreando en terreno el orden público. Si serán más o menos los militares en las calles, dependerá de la contingencia.

El festival 40 Horas, programado para este domingo, se descartó de plano su realización, no así el partido de fútbol entre Católica y Colo Colo.